Proyectos culturales

12.12.2018

por Carmen F. Cabrera Álvarez

Los proyectos culturales ofrecen una oportunidad muy valiosa para trabajar tanto el idioma extranjero y la cultura como las distintas inteligencias de los alumnos y sus habilidades para el liderazgo, el trabajo en equipo, la comunicación en público y el cumplimiento de plazos.

Los proyectos pueden alargarse un año entero, pueden durar un trimestre o pueden realizarse como tarea final antes de las vacaciones. Todo depende del tiempo que podamos dedicarles. Pueden centrarse en temas muy diferentes como la gastronomía, el arte o los deportes. Los alumnos incluso pueden colaborar con chicos y chicas en otros países para llevarlos a cabo. Además, los productos finales pueden exponerse en el centro educativo y en internet. Para poder valorar el aprendizaje de los alumnos, también es recomendable realizar una rúbrica de evaluación. A continuación, describiré brevemente algunos de los proyectos que hemos puesto en práctica con los alumnos:

Feria del cómic

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

Desde el humor de Mortadelo y Filemón (Ibáñez), Zipi y Zape (Escobar) o Superlópez (Jan), a las aventuras del Capitán Trueno (Víctor Mora y Miguel Ambrosio Zaragoza) pasando por las reflexiones existenciales de Mafalda (Quino), el cómic en español merece ser mencionado como un elemento cultural de importancia.

En este proyecto, después de investigar a diversos dibujantes y escritores y de aprender las distintas técnicas para crear un cómic, los alumnos deben elegir una temática y diseñar unos personajes que deberán formar parte de una historia. Las técnicas pueden ser muy variadas: desde el trazo a mano, hasta el uso de programas como Comic Life, StoryBoard That o Pixton.

Una vez terminados los cómics, se exponen al resto de la clase y se explica el proceso de creación.

Bienvenido a mi restaurante

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

La gastronomía se ha vuelto muy popular en los medios, sobre todo, con el aumento de programas televisivos dedicados a la cocina y las campañas para promover el consumo de alimentos sanos. Nosotros también podemos usar esta temática en nuestras aulas para que los alumnos desarrollen su creatividad y sus habilidades empresariales y culturales.

Después de investigar sobre las especialidades de distintos países, los alumnos deben crear sus propios restaurantes. Cada equipo tiene que inventar un nombre y un logotipo para su restaurante, diseñar una carta (con precios incluidos) de platos típicos del país de habla hispana que hayan elegido. Podemos completar el reto creando un menú vegetariano o especial para alérgicos o intolerantes a ciertos alimentos. Como extensión de la tarea, pueden usar platos y vasos de plástico para diseñar la vajilla y la cubertería del local.

Exposición de artistas

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

En este proyecto se empieza debatiendo con los alumnos sobre el significado del arte y por qué piensan que algunas obras tienen tanto prestigio y valor económico. A continuación, se recomienda a los alumnos que investiguen a varios pintores de habla hispana. La lista de artistas puede ser muy larga, pero es recomendable que se elijan a aquellos o aquellas que representen distintas épocas, estilos y nacionalidades para que los alumnos puedan apreciar las diferencias entre ellos.

Una vez finalizada esta primera fase, los alumnos eligen un estilo y realizan su propia obra, que podrá ser la interpretación de un cuadro ya conocido o la creación de uno totalmente nuevo. Al finalizar su creación, la presentan al resto de la clase y explican en qué se han inspirado para llevarla a cabo.

Festival de la canción hispana

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

La música no tiene barreras y une a gente de cualquier nacionalidad. Además, la letra de las canciones puede ayudarnos a recordar información que de otra manera sería más difícil almacenar en nuestra memoria. En el contexto escolar, los profesores solemos usar canciones pegadizas para que nuestros alumnos aprendan pronunciación, vocabulario e, incluso, construcciones gramaticales.

Con este proyecto, los alumnos descubren el mundo de la canción en español: estilos musicales, artistas y festivales de música de prestigio internacional. Después de esta fase de investigación, llega la fase de creación. Inspirados por los ritmos hispanos, componen sus propias canciones en español o en español e inglés. Las posibilidades son muy amplias: desde tomar una melodía existente de una canción en inglés y cambiarle la letra al español a crear una canción totalmente nueva con ayuda de cualquier tipo de instrumento musical o usando programas como eJay. Una de las partes más divertidas del proyecto es la grabación de un vídeo musical con la canción.

Olimpiadas hispanas

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

El año pasado realizamos un proyecto cultural en el que los alumnos trabajaron en equipos y presentaron la candidatura de un país de habla hispana a los próximos Juegos Olímpicos. Para ello, investigaron las infraestructuras del país y crearon un logotipo, una mascota y un atuendo deportivo basado en aspectos culturales representativos del país. Como actividad final, presentaron su candidatura a los demás alumnos que evaluaron los contenidos y la presentación de sus compañeros y actuaron como jurado para decidir quién organizaría los próximos Juegos.

Vamos de excursión

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

Con este proyecto se anima a los alumnos a que desarrollen sus habilidades para resolver problemas. El reto que se plantea es el siguiente: con un presupuesto de tres mil libras, deben organizar unas vacaciones con un grupo de amigos a tres ciudades en tres países de habla hispana usando tres métodos de transporte diferentes. Los datos con los que trabajan los alumnos son reales, ya que deben consultar precios, fechas, itinerarios y organizar visitas a lugares de interés. Además, han de tener en cuenta otras cuestiones prácticas, como la época del año o la moneda que se utiliza en el país.

Producto Ñ

Crédito: Pixabay
Crédito: Pixabay

En la actualidad estamos preparando un proyecto (preparación y proceso de evaluación de los alumnos) en el que los alumnos han de desarrollar un producto que pueda comercializarse en el mercado hispanohablante. Para ello, tendrán que investigar sobre los gustos, las aficiones y las rutinas del país en el que quieran comercializar el producto. Entre las tareas que han de llevar a cabo, se incluyen crear un prototipo y un anuncio del producto usando herramientas disponibles en internet.

Rosario Reyes Márquez (2016) presentó en la revista Tecla un inspirador proyecto de Aprendizaje de un Idioma en Currículo Integrado (AICLE) que muestra cómo se puede aprender creando. El proyecto consistió en investigar cómo era la vida en la época cervantina. A los alumnos les interesó en especial la vestimenta de la época, así que diseñaron y confeccionaron un traje.

En este trabajo, no solo resultó innovador que se usaran las habilidades propias de otros campos, sino que, además, se involucrara a los padres y a otros miembros de la comunidad en el proceso de creación y se incluyera como parte de una exposición en el centro educativo en la que se abordaron otros aspectos de esta época.


Bibliografía

REYES MÁRQUEZ, R. 2016. CLIL, ELE y su relación con el currículo y el entorno. Celebrando a Cervantes más allá del aula. Tecla: Revista de la Consejería de Educación en el Reino Unido e Irlanda, 4 (2016), pp. 23-25. [Consulta 6 mayo 2017] Disponible en: https://www.mecd.gob.es/dms-static/63bce538-536f-4212-9eff-1d34c1c60c6e/TECLA_4_2016.pdf 


Si te interesan estos proyectos, puedes descargarte el material en la sección Materiales educativos.

Para ver el artículo completo, puedes seleccionar este enlace.

No dudes en aportar tus ideas para enriquecer esta entrada. Gracias.